Blog de Outlet de la Carpintería

Cómo hacer una ventana de madera de forma sencilla

Cómo hacer una ventana de madera de forma sencilla

Cómo hacer una ventana de madera de forma sencilla

A la hora de construir o restaurar una casa, uno de los problemas que más preocupan a los propietarios es cómo hacer una ventana de madera de forma sencilla, rápida y, sobre todo, económica.

Al contrario de lo que pueda parecer, hacer una ventana es relativamente fácil si se siguen al pie de la letra unos sencillos pasos de carpintería que a continuación se detallan.

Cómo hacer ventanas por fases

Paso 1

Lo primero para fabricar ventanas de madera es realizar el marco. Para ello es preciso cortar los largueros y travesaños con una sierra o un carro de escuadrar. Para unir las cuatro esquinas, se pueden realizar uniones de lazos rectos, fresando los lazos a la altura necesaria.

Posteriormente habrá que encolar las uniones. Es importante que, una vez hecho esto, se tome la precaución de asegurarse de que todos los lados y esquinas del marco son iguales y miden lo mismo, para lo que lo mejor es usar escuadra y metro.

Tras lijar el marco, procede cortar los junquillos, ese elemento soportante en el interior del marco que sirve para mantener la ventana cuando está cerrada.

Paso 2

Para la ventana como tal, hay que medir los largueros y travesaños a partir del marco recién hecho.

Con la ingletadora se cortan a 45 grados los listones de madera y, una vez hecho, se deben realizar los ensambles.

Con ayuda de unas cinchas se aprietan, se miden y se corta un travesaño central que se une a la ventana con tubillones de madera. Este tipo de unión prescinde del clavo, por lo que favorece la elasticidad de la madera y se evitan posibles desgarres del metal en ella.

Una vez se ha comprobado que todo encaja bien, se procede a encolar la ventana, especialmente en las uniones a inglete y en las de tubillones.

Una vez seco, se lija la ventana y se verifica que encaja correctamente en el marco.

Paso 3

Una vez finalizados marco y ventana, se procede a instalarlos en el hueco correspondiente. Cuando la ventana ya esté bien colocada, se alinea con ayuda de unas cuñas de madera. Para comprobarlo conviene utilizar el nivel de burbuja. Después se atornillan las bisagras en el lugar adecuado, para que se pueda abrir y cerrar la ventana sin problema.

Paso 4

Con espuma de poliuretano se rellena el hueco entre ventana y pared, retirando el sobrante una vez esté seco. Si en vez de hacer la ventana a medida se ha optado por comprarla, es importante tomar las medidas correctas del hueco en el que vaya a ir insertada. Deben dejarse siempre entre 4 y 5 mm entre el hueco y la ventana.

Paso 5

A continuación, se monta la manilla introduciendo el cuadradillo y el tirador, sujetándolo mediante los tirafondos incorporados.

La solución a la pregunta cómo hacer una ventana de madera de forma sencilla es, en definitiva, fácil si se presta atención a cada uno de estos pasos. Para ello hay que contar con las herramientas adecuadas, teniendo siempre muy en cuenta la importancia de las medidas concretas, puesto que de ellas depende el éxito o fracaso de cada ventana de madera.

Compártelo: